Seleccione su idioma

Carta Humanitaria y normas mínimas para la respuesta humanitaria


Norma 5 sobre artículos no alimentarios: herramientas y accesorios

Las personas afectadas cuando se encargan de la construcción o del mantenimiento de su vivienda o de la eliminación de escombros, tienen acceso a las herramientas, los accesorios y la capacitación complementaria necesarios.

 

Acciones clave (deben leerse conjuntamente con las notas de orientación)

Indicadores clave (deben leerse conjuntamente con las notas de orientación)

Notas de orientación

  1. Instrumentos: las herramientas y los accesorios suministrados deben resultar familiares y estar adaptados al contexto. Es necesario prever clavos de diferentes tamaños, alambre galvanizado y cuerdas, así como instrumentos para el trazado y la medición. Se facilitarán herramientas cuando éstas se precisen para un uso comunitario en edificios públicos y sólo por un corto período de tiempo, o cuando los recursos locales son limitados. Es primordial que antes de la distribución todos estén de acuerdo con las modalidades para compartir herramientas, mantenerlas y guardarlas.
     
  2. Actividades relativas a los medios de subsistencia: cuando sea posible, las herramientas suministradas deben servir también para las actividades que contribuyen a apoyar los medios de subsistencia. Es necesario verificar el uso que se hace de las herramientas para evitar los efectos negativos en el medio ambiente (como la recolección no autorizada o no sostenible de los recursos naturales), así como su uso compartido o comunitario.
     
  3. Capacitación y asistencia técnica: es necesario realizar actividades de capacitación y sensibilización con objeto de garantizar un uso seguro y un mantenimiento simple de las herramientas en el transcurso de las actividades planificadas. En el caso de los hogares encabezados por mujeres y de otros grupos vulnerables previamente identificados, los miembros de la familia ampliada, vecinos o una mano de obra contratada aportarán su ayuda para efectuar las tareas de construcción y mantenimiento (véase la norma 4 sobre alojamiento y asentamientos, nota de orientación 1).